Ciudad Juárez, 9 de enero del 2017.- Las antiguas instalaciones de la Escuela de Mejoramiento Social para Menores México, se habilitará como el nuevo ceresito, espacio cuya finalidad será albergar a personas que conduzcan en estado de ebriedad.

Lo anterior una vez que se apruebe el nuevo reglamento de tránsito, el cual deberá ser sometido a votación en el mes de febrero.

El nuevo reglamento establecerá que no se cobrará ni un solo peso de multa a quien se sorprenda conduciendo bajo los efectos del alcohol, ya que será trasladado a las instalaciones del ceresito, localizado sobre el boulevard Norzagaray, al norponiente de la ciudad.

Ahí estará bajo vigilancia durante 24 horas, sin importar el grado de ebriedad en el que se encuentre,  así mismo tendrán que atender un curso de concientización sobre los riesgos que implica conducir de esta manera.

Por otro lado, el conductor tendrá la posibilidad de que si lo acompaña alguien sobrio, se lleve el vehículo para evitar el aseguramiento del mismo, el cual en caso de ser trasladado al corralón, tendría que pagar la grúa y los días que permanezca detenido.